Crónica 610

Regaño
Uno de mis lectores me propinó doble regaño, el primero por tanto echarle vainas a Juampa en lugar de hacer algo benéfico y el segundo por el Rincón de Dios.
En Antioquia presido la Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén cuyo objetivo primordial es mantener vigente el cristianismo en Tierra Santa. Allí el Patriarca Latino de Jerusalén, Arzobispo de una de las Diócesis más grandes del mundo, con la construcción de hospitales, escuelas, universidades y desarrollo de obras sociales donde no se discriminan otras religiones no solo mantiene vivo el cristianismo en el Camino de Jesús, sino que acerca  cristianos, musulmanes y judíos en una zona de graves conflictos religiosos. Los aportes de la Orden mundial a esta labor surgen de la cuota anual que paga cada uno de sus miembros.
Pero somos conscientes de los grandes problemas sociales de nuestra patria y por ello los miembros de la Orden crearon en Medellín la Fundación María Madre que preside uno de nuestros miembros, hoy el Dr. Gabriel Jaime Aristizábal, que dedica su tiempo al apoyo de la comunidad. Hago un breve resumen de las actividades de la Fundación en las que participamos activamente: 
Construimos las parroquias del Santo Sepulcro en Manrique con salones anexos para capacitación de madres cabeza de familia en diversas disciplinas y la de Santa María del Consuelo en Moravia, antiguo basurero de Medellín, con una escuela anexa donde asisten setenta niños y niñas de dos a cinco años que reciben escolaridad, desayuno, almuerzo y dos refrigerios; anexa a esta parroquia se construyó una capilla de adoración perpetua a la que asisten diariamente cien personas en promedio.
En el Barrio Bello Oriente, habitado en su mayoría por gente pobre desplazada por la violencia, construimos un Jardín Infantil en la que atendemos ciento veinte niños y niñas, de los cuales veinticinco son bebés de tres a once meses y el resto de dos a cinco años que ingresan temprano en la mañana para que las madres puedan ir a su trabajo, recogiéndolos a su regreso; reciben educación, acceso temprano a computadores, desayuno, almuerzo y dos refrigerios; a los bebés se les da además una ración de fin de semana para garantizar su normal desarrollo.
Esta guardería se instaló como punta de lanza para la transformación del barrio y para ello se construyeron instalaciones aledañas en las cuales se les suministra recreación y almuerzo a ochenta ancianos; se desarrollan programas de música en la que están involucrados cuarenta jóvenes; pintura, treinta jóvenes y este mes se inician los de teatro. Se capacitan las madres cabezas de familia en diferentes disciplinas; se iniciará el programa de cine foro para el crecimiento espiritual, personal y enseñanza de valores; la maquila de confecciones para ocupar las madres líderes en los programas de capacitación de las cuales algunas ya operan una panadería. Se privilegia el programa del buen trato con lo cual se ha disminuido sustancialmente el maltrato a los niños. Del programa de nivelación escolar ya se graduaron los primeros doce bachilleres que ingresaron a carreras intermedias y ahora están asistiendo treinta y seis nuevos aspirantes. Estamos haciendo los contactos para dar capacitación en idioma inglés. Un médico y una odontóloga darán asistencia voluntaria a la población más vulnerable. Para los ancianos se montó el Plan Sonrisa con el objetivo de suministrarles cajas de dientes. Para que las madres cabezas de familia del programa de maquila puedan trabajar tranquilas, al lado de su lugar de trabajo se instaló un pequeño polideportivo donde tienen a la vista sus hijos que son guiados por una recreacionista. Los fines de semana trabaja un grupo de catequistas para inculcar moral, tan escasa en nuestro medio. Nos acompañan tres religiosas a las que suministramos vivienda y alimentación. Se está montando una biblioteca pública para el barrio. Una tarea importante ha sido la de apartar la juventud del micro tráfico de drogas y evitar abortos en adolescentes que reciben apoyo integral. Creo con esto haber despejado la primera duda de mi crítico.
Obviamente lo anterior no lo hacemos solos, hemos realizado alianzas con otras Fundaciones: Carla Cristina, La Barca, Pan y Paraíso, Saciar y otras. Recibimos también ayuda del Programa  Buen Comienzo del Municipio de Medellín, el Sena, Bienestar Familiar, nuestros programas de Plan Padrino y donaciones particulares. 
Con Juampa no me extiendo, el día que deje de mentir o me demuestren que estoy equivocado me callo.
En cuanto al Rincón de Dios, es obvio que no está dirigido a molestar a nadie, por eso lo incluyo al final para que a quien estorbe descarte su lectura. El de hoy resume el por qué.
El Rincón de Dios
“La guerra terminará cuando ambas partes descubran a Cristo”.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Crónica 690

Crónica 681

Crónica 706